Los beneficios de bañarse en el mar

Visitar la playa puede ser mucho más favorable de lo que imaginamos, especialmente, si probamos un relajante baño en el mar ya que su práctica es reconocida con fines terapéuticos para atender distintos tipos de enfermedades.
El agua salada tiene múltiples componentes que benefician distintas partes de nuestro organismo como la piel, las articulaciones y los pulmones a través de bacterias que transforman los minerales inorgánicos en nutrientes.

Entre las propiedades mágicas de las aguas de mar, se destacan efectos antioxidantes que contribuyen a paliar el envejecimiento de la piel, desintoxicación de las vías respiratorias, resultados curativos para afecciones cutáneas y la posibilidad de cargarnos de energías positivas en un entorno de relajación único.

Envía una Consulta directa: